• Centro sanitario CS 14612. C/Cueva de la Mora 7-20 | hola@miyosuperior.es | Tlf:+34 640 569 235

¿Qué tipo de apego tienes con tu pareja?

¿Qué tipo de apego tienes con tu pareja?

1800 1200 Elena González Morujo

¿Tiendes a vincularte muy rápidamente cuando te enamoras de alguien? ¿Rehúyes comprometerte en relaciones más estables y serias? ¿Te sientes cómodo con la cercanía y la intimidad?

Cada uno de nosotros tenemos un estilo de apego, esto es: una forma de establecer vínculos con los demás, sobre todo con quien tenemos una relación de intimidad. El sistema de apego es natural y necesario para obtener el cariño, la protección y el apoyo que todos necesitamos para afrontar la vida. Tiene su origen en la infancia y lo establecemos normalmente con nuestros padres o con aquellas personas que nos cuidaron la mayor parte del tiempo.

Después, cuando somos adultos, desplazamos este sistema de apego desde nuestros padres hacia otras personas, como los amigos o la pareja, pero, sobre todo, lo hacemos con esta última.

Entonces, ¿qué tipo de apego tienes tú en el amor?

El inseguro: «Nunca es suficiente»

  • Tiendes a vincularte rápidamente en tus relaciones y necesitas mucha atención, cariño y mimos.
  • Cuando no tienes pareja te sientes angustiado, como incompleto.
  • Cuando tu pareja no está a tu lado, temes que se interese por otra persona.
  • Estás muy pendiente de los estados de ánimo de tu pareja, necesitas saber qué le pasa en todo momento.
  • A menudo te sientes inseguro respecto a ti y a tus capacidades para atraer a la otra persona.

El evasivo: «El amor te coarta y te pide demasiado»

  • Te pone nervioso que tu pareja se acerque demasiado a ti.
  • Tu pareja te pide que te muestres más cariñoso de lo que a ti te gustaría y del nivel que te hace sentir cómodo.
  • Echas de menos a tu pareja cuando estáis separados, pero cuando vuelves a verla tienes la necesidad de escapar.
  • Cuando consigues que una persona se interese por ti, empiezas a plantearte si realmente te gusta.
  • Valoras mantener tu independencia por encima de todo y te cuesta dar pasos que impliquen un mayor compromiso.

El seguro: «Puedo vivir sin ti, pero prefiero vivir contigo»

  • Te sientes cómodo y satisfecho en tus relaciones.
  • Si la persona te gusta, te resulta fácil compartir cada vez más tiempo y espacio con ella.
  • Te sientes tranquilo y no utilizas estrategias para forzar o enfriar el vínculo.
  • Eres cariñoso y confiado con el otro, siempre que no haya motivos para lo contrario.
  • Te gusta estar en pareja, aunque también disfrutas cuando estás sin ella.

Si hay alguna pauta o problema que se repita una y otra vez en tus relaciones, es muy probable que encuentre su explicación en el sistema de apego (normalmente ansioso o evitativo) que tenéis tú o tu pareja. También existe el estilo ambivalente, que es una mezcla de ambos tipos, ansioso y evitativo, y sería algo parecido a: «Si estás cerca, me agobio; si estás lejos, me asusto».

Los problemas suelen darse porque es muy habitual que se emparejen un inseguro y un ansioso, ya que refuerzan sus expectativas inconscientes respecto al amor. Sin embargo, no son lo más conveniente el uno para el otro, porque activan mutuamente sus heridas de apego. Lo ideal es relacionarnos desde el apego seguro.

Dado que este es un tema amplio y de mucho interés, iremos desarrollándolo con más profundidad en los siguientes artículos.

Igualmente, si te has identificado con alguno de estos estilos y eso te trae dificultades, estoy disponible en la consulta si me necesitas.

¿Qué dudas te han quedado? ¿Qué más te gustaría saber? Estaré encantada de leer tus comentarios.

 

Photo by Milan Popovic on Unsplash

Elena González Morujo

Licenciada en Psicología, Neuropsicóloga clínica y Terapeuta humanista integrativa.

Todos los relatos por:Elena González Morujo

Dejar una Respuesta

Elena González Morujo

Licenciada en Psicología, Neuropsicóloga clínica y Terapeuta humanista integrativa.

Todos los relatos por:Elena González Morujo